La salud de Pelé está en estado crítico y sus familiares comenzaron a despedirse