Diario Nova

Azúcar en sangre: esta es la fruta que tenés que comer en ayunas para controlar la glucosa

glucosa

Blood sugar: this is the fruit you have to eat on an empty stomach to control glucose.

Sus propiedades antioxidantes, antidiabéticas, antiinflamatorias y digestivas aportan distintos beneficios al organismo.

La diabetes es una enfermedad crónica que aparece cuando el cuerpo no puede producir o usar adecuadamente la insulina. En este sentido, existe una fruta que, al comerla en ayudas, ayuda a regular la glucosa (azúcar) en la sangre.

Se trata de la manzana verde, que es una fuente de vitamina A, vitamina B, vitamina C, vitamina E y vitamina K. Además, aporta al organismo propiedades antioxidantes, antidiabéticas, antiinflamatorias, digestivas y cardioprotectoras, según el portal Tua Saúde.

Gracias a sus propiedades antidiabéticas, esta fruta ayuda a controlar los niveles de azúcar en la sangre. La manzana verde también se destaca por aportar bajas calorías y una alta concentración de fitonutrientes. Su efecto se ve más reflejado cuando es consumida durante el desayuno.

Cuáles son los beneficios de la manzana.

  • Protege contra enfermedades cardiovasculares
  • Ayuda a controlar la diabetes
  • Ayuda a la pérdida de peso
  • Mejora el funcionamiento del intestino
  • Regula la presión arterial
  • Alivia el dolor de estómago
  • Elimina la retención de líquidos

Cuatro medidas clave a seguir para reducir el riesgo de la diabetes.

  • Ponerse activo: En nuestro país, según la 4º Encuesta Nacional de Factores de Riesgo, el 44,2% de los adultos no cumple con las recomendaciones mundiales de actividad física según la edad. Y de acuerdo con la Encuesta Mundial de Salud Escolar (EMSE), el 83,5% de los adolescentes no realiza ejercicios físicos, lo que contribuye al deterioro de la salud y al aumento de los niveles de enfermedades no transmisibles como la diabetes tipo 2 y, por tanto, a una mayor incidencia de hospitalizaciones. Las personas pueden reducir su riesgo de diabetes tipo 2 hasta en un 41% caminando 10.000 pasos, tres veces por semana, durante tres años.
  • Reducir los carbohidratos: Son una parte esencial de una dieta saludable y proporcionan energía para pasar el día. Sin embargo, reducir la ingesta puede ayudar a controlar e incluso prevenir la diabetes. Este grupo de alimentos tiene un impacto directo sobre el azúcar en sangre, ya que se descomponen en glucosa durante la digestión. Por lo tanto, limitar los carbohidratos previene picos de niveles de azúcar en sangre y mantiene un nivel más constante. Reducir nuestra ingesta también reduce la cantidad de insulina que el cuerpo necesita producir, lo que a su vez reduce la resistencia a la insulina.
  • Aumentar el contenido de fibra: La fibra puede retardar la absorción de glucosa, ya que forma una sustancia similar a un gel en el intestino. Esto ayuda a reducir los rápidos picos de azúcar después de las comidas. La fibra también tiende a llenar más, lo que puede ayudar a controlar el peso y reducir nuestra ingesta total de calorías.
  • Reducir los alimentos procesados: Los alimentos procesados pueden afectar negativamente el control de la diabetes y aumentar el riesgo de desarrollarla, ya que con frecuencia tienen un alto contenido de azúcares agregados y contienen carbohidratos refinados, como harina blanca y azúcar, que se digieren y absorben rápidamente, lo que provoca rápidos aumentos en los niveles de glucosa en sangre.También contienen grasas no saludables como grasas trans y grasas saturadas que pueden provocar aumento de peso, resistencia a la insulina e inflamación, todos factores que se sabe que están asociados con el desarrollo de diabetes.