Diario Nova

Constanza nació con onfalocele y cardiopatía congénita, se someterá a una riesgosa cirugía y necesita ayuda

CONSTANZA

Constanza was born with omphalocele and congenital heart disease, she will undergo a risky surgery and needs help.

La pequeña que el miércoles próximo cumple un año padece onfalocele y cardiopatía congénita, por lo que en los próximos días atravesará una operación muy riesgosa y necesita de un lugar.

Constanza González nació con Onfalocele y además padece una cardiopatología congénita, su mamá Gisela González habló en exclusiva con minutouno.com y contó su historia.

“Ella nació con los órganos para afuera; desde la segunda ecografía que me hice me dijeron que se veía como un ‘huevito’, y la doctora me dice: ‘¡Sabés lo que es? es muy feo, se puede morir’, pero no me dio bola, no me preguntó si quería seguir o no con el embarazo”, reveló la mujer.

“Me fui al Hospital Pacheco, vi a una obstetra de riesgo y me dijo qué era, y de ahí me derivó al Hospital Posadas, ya con 17 semanas de embarazo. Me dijeron que podían hacerme una punción pero como ya estaba pasada en cuanto a fechas, había posibilidades de perderla, no quise y me dije a mi misma ‘que sea los que Dios quiera’, sabía que podía nacer con esto o algo peor”, recordó, y agregó: “A los 8 meses estaba en posición para nacer pero no podía ser de esa manera, así que nació a las 39 semanas por cesárea y estuvimos dos semanas internadas”.

“Coni nació con parte del intestino y del hígado afuera, y se veía, con una membrana que lo cubría, era un huevito; durante dos meses le tuve que pasar un preparado llamado ‘Bálsamo de Perú’ y en dos meses en esa zona se le regeneró la piel”, explicó la mamá de la bebé.

Coni y su mamá verán este jueves al cirujano, ya que el procedimiento cuenta de tres pasos:

  • Regeneración de la piel, que “fue lo primero que le hice”, según contó Gisela.
  • Luego la comprensión, “que sería meterle el huevito para adentro”, una manera sencilla de explicar según su mamá.
  • La cirugía estética, que “sería armarle el ombliguito”, concluye.

Además, contó que según la genetista, la pequeña tiene el “El síndrome de Beckwith-Wiedemann, por eso tiene Onfalocele y problema en el corazón y si se confirma que ese es el síndrome, a futuro puede tener un tumor o cáncer, ese es mi miedo pero yo la veo perfecta”.

Cómo ayudar a Coni.

Una vez que sea operada a corazón abierto va a necesitar un hogar donde pueda estar cómoda, donde no pase frio y por eso la fundación Junto x por los niños va a estar realizando un evento en el Club Banco Nación de Vicente López para juntar dinero, o acercarse a donar materiales, electrodomésticos.

Todos podemos colaborar con un granito de arena, y a través de una transferencia también se puede llegar al objetivo:

Alias:M idulceconi06

CVU: 0110615830061508245101

Síndrome de Beckwith-Wiedemann

El síndrome de Beckwith-Wiedemann es un trastorno del crecimiento que provoca un tamaño corporal grande, órganos grandes y otros síntomas. Se trata de un problema congénito, lo cual significa que está presente al momento del nacimiento. Los signos y síntomas de este trastorno varían ligeramente entre un niño y otro.

La lactancia puede ser un período crucial para los bebés que presentan este padecimiento debido a la posibilidad de:

  • Azúcar baja en la sangre (hipoglucemia)
  • Un tipo de hernia llamado onfalocele (en caso de estar presente)
  • Una lengua agrandada (macroglosia)
  • Un aumento en la tasa de crecimiento de tumores. Los tumores de Wilms y los hepatoblastomas son los tumores más comunes en niños con este síndrome.

Causas

El síndrome de Beckwith-Wiedemann es causado por un defecto en los genes del cromosoma 11. Aproximadamente 10% de los casos es transmitido de padres a hijos.

Síntomas.

  • Un tamaño grande para un recién nacido
  • Una marca de nacimiento roja en la frente o los párpados (Nevus flammeus)
  • Pliegues en los lóbulos de las orejas
  • Lengua grande (macroglosia)
  • Nivel bajo de azúcar en la sangre (hipoglucemia)
  • Defecto de la pared abdominal (
  • Agrandamiento de algunos órganos
  • Crecimiento excesivo de un lado del cuerpo (hemihiperplasia/hemihipertrofia)
  • Crecimiento de tumores, como tumores de Wilms y hepatoblastomas.