Image default

Chubut: violó a una chica, le contagió una enfermedad, pero no quedó detenido por falta de lugar en la cárcel

Listen to this article

Chubut: violó a una chica, le contagió una enfermedad, pero no quedó detenido por falta de lugar en la cárcel.

El acusado, un hombre de 46 años, fue beneficiado con prisión domiciliaria porque los cupos en los lugares de detención están llenos y por su enfermedad.

En la noche del martes detuvieron a un hombre de 46 años acusado de abusar de una menor de edad. El sujeto la contactó por una aplicación de citas y cuando se encontraron la atacó. Fue detenido, pero a las horas le dieron prisión domiciliaria por falta de lugar en las cárceles.

Todo ocurrió en la ciudad de Puerto Madryn, Chubut. El denunciado contactó a la víctima a través de una app de citas, mantuvo un encuentro con ella pero todo se volvió un infierno.

Por la agresión, la habría contagiado de una enfermedad por lo que fue imputado por “abuso sexual con acceso carnal agravado el contagio de enfermedad de transmisión sexual”.

Tras la denuncia, la detención se produjo la noche del martes luego del pedido de la fiscal María Angélica Carcano. La Policía de Chubut allanó su domicilio y secuestró varios elementos electrónicos para ser peritados.

Sin embargo, pese a la grave denuncia y el agravante, el sujeto no está preso, sino que fue beneficiado con prisión domiciliaria ya que los lugares de detención disponibles tienen los cupos completos para los detenidos y también, informaron los investigadores, por la enfermedad que posee, la cual generaría riesgos en una situación de encierro.

El Código Penal argentino impone por estos delitos una pena de ocho a veinte años de prisión a quien cometa abuso sexual con acceso carnal y tenga conocimiento de ser portador de una enfermedad de transmisión sexual.

Detuvieron a un hombre que abusó a diez mujeres en citas de Tinder: les proponía juntarse en lugares a oscuras

La Policía española detuvo en Madrid a un hombre de 43 años acusado de violar a una mujer y abusar de otras nueve a las que había conocido a través de la aplicación Tinder.

Según indicaron medios locales, el sospechoso utilizaba perfiles con fotos falsas para establecer una relación de confianza con sus víctimas y proponerles encuentros en lugares totalmente a oscuras para “mantener un contacto sensorial donde incrementar los sentidos y dejarse llevar”.

En realidad, lo que le pasaba es que tenía una enfermedad en la piel que le afectaba a la cara y no quería que le vieran el rostro, apuntó El Mundo. Las citas a oscuras dificultaron su identificación, aunque finalmente los investigadores de la Unidad de Atención a la Familia y Mujer (UFAM) lograron dar con él.

La investigación comenzó tras la denuncia de una mujer en febrero. Al escuchar las condiciones del hombre para los encuentros, sospecharon que podría haber más víctimas y encontraron a otras dos mujeres que relataron situaciones similares. Según la policía, ninguna de las mujeres agredidas llegó a ver su rostro y en algunas ocasiones también las robó.

Al momento de su detención, la policía le secuestró le varios celulares en lo que tenía más de 400 perfiles de mujeres bloqueados. Siete de estas mujeres indicaron a la policía que interpondrán denuncias por haber sido víctimas de diversos delitos contra la libertad sexual por parte del investigado.

Relacionadas

Cambio climático: “A pocos días de la llegada del verano, nevó en Jujuy”

Nova

El FMI aprobó la tercera revisión del acuerdo con Argentina

Nova

El dólar blue volvió a bajar en el cierre de la semana

Nova