sáb. Jun 19th, 2021

Un policía de civil mató a un delincuente que intentó robarle el celular

Difunde en las redes

A plainclothes policeman killed a criminal who tried to steal his cell phone.

El oficial asegura que dio la voz de alto, pero el ladrón intentó escapar.

El robo de un celular a una cuadra del Parque Saavedra desató un enfrentamiento a los tiros y terminó con la muerte de un hombre. Fue en la calle Superí al 4600, donde un ladrón intentó asaltar a un policía que estaba de civil. El oficial dio la voz de alto, pero el delincuente -que estaba armado – intentó fugar.

Luego de un llamado al 911, personal de la Comisaría Vecinal 12 A de la Policía de la Ciudad llegó al lugar, y montó un gran operativo. El asaltante murió en el lugar debido a un disparo en el pecho.

Según información oficial, familiares del delincuente asesinado que pertenecen al barrio Mitre se acercaron al lugar y hubo disturbios.

Cómo terminan los teléfonos robados.

Un informe mostró cómo desarman y venden por partes los teléfonos celulares. Ante la imposibilidad de revender el aparato entero, los delincuentes encontraron otro “negocio”: distribuir las piezas.

Se calcula que en la Argentina se roban 1.400.000 celulares por año: son 4 mil por días y casi 3 por minuto.

El subcomisario Maximiliano Méndez, de la División Delitos Tecnológicos de la Ciudad de Buenos Aires, explicó cómo mandan al “desarmadero” los celulares robados. “Al no poder desbloquear el equipo, lo primero que hacen es desarmarlo y venderlo en pedacitos. Hay publicaciones que dicen que se venden baterías originales marca Apple, pero eso es imposible, porque Apple no vende las partes originales por separado”, dijo.

Por su parte, Julio Seco, gerente de Intitech, aseguró: “Los teléfonos robados a los que no se les puede adulterar el IMEI (International Mobile Station Equipment Identity en inglés) se desarman y se venden las piezas por separado”.


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios