Por los escándalos en el IOSPER, Cañete “blanqueó” a su esposa, que cobraría doble sueldo

Difunde en las redes

Due to the scandals in Iosper, Cañete “whitewashed” his wife, who would receive double salary.

Mientras no hay plata para prestaciones y los afiliados se quedan sin cobertura, siguen los amiguismos y favores.

En medio de los escándalos por los desmanejos en la obra social de la provincia, el titular del organismo, Fernando Cañete solicitó la adscripción de su esposa, Correa María José, al organismo.

El pedido consta en la resolución 235 del Consejo General de Educación, que lleva fecha del 22 de enero de 2021.

De acuerdo con el texto, la adscripción se da desde la Escuela Normal Superior Ernesto Bavio de Gualeguay, de donde es oriunda la esposa del titular del Iosper.

Si bien la resolución se conoce ahora, la fuerte versión dentro de la obra social es que la esposa de Cañete ya estaba cobrando desde hace mucho antes como contratada del organismo y como docente al mismo tiempo.

 

Sin embargo, en medio de un enorme revuelo en la obra social, el titular se habría apurado para blanquear la situación de su esposa.

Según los comentarios de mentideros y vecinos, el matrimonio reside en un piso ubicado en la esquina de calle Mitre y San Martín de Paraná, una de las zonas más cotizadas de la capital provincial, a metros del Centro Provincial de Convenciones y de la casa que el confeso enriquecido ilícitamente José Ángel Allende entregó a la Justicia para lograr un acuerdo, por un supuesto valor de 700 mil dólares.

Recientemente, ambos habrían solicitado custodia policial en el domicilio, según comentan los vecinos, debido al muy tenso clima social que se vive por las permanentes denuncias de desmanejos en la obra social y la falta de prestaciones para los afiliados.

Días atrás, en una manifestación autoconvocada frente al organismo, Fabián Monzón, miembro del directorio, debió ingresar escoltado al Iosper, mientras que la gerenta prestacional, Valeria Kunzi, también habría solicitado custodia para retirarse, por temor a las reacciones de los afiliados.

En medio de un fuerte conflicto entre los prestadores y la obra social por las deudas que mantiene el organismo, que dejan a los afiliados a la deriva, no hay dinero para la salud de los entrerrianos pero sí para las designaciones y favores.

Recientemente, Cañete había intentado nombrar a su sobrino al frente de una delegación del organismo que se abrió en el barrio San Agustín de Paraná, pero tal fue el revuelo que se generó incluso puertas adentro del Iosper que debió dar marcha atrás.

Ahora con un clima sumamente tenso dentro y fuera del organismo, el titular se apuró a blanquear la situación de su mujer.

Sin embargo, fuertes versiones aseguran que desde hacía tiempo la mujer habría cobrado doble sueldo del Estado: uno como contratada del Iosper y otro por su cargo docente.

El cobrar dos sueldos del Estado es una grave incompatibilidad que ya tiene condenas en la provincia, como la de la ex senadora nacional Elsa Ruiz Díaz y su nuera.

La primera fue condenada por haber cobrado en simultáneo en el Senado y una jubilación de la provincia de Entre Ríos, mientras que la segunda por cobrar como empleada de la Cámara y del Copnaf.

En ambos casos, debieron devolver el dinero percibido de manera irregular y fueron inhabilitadas de por vida para ejercer cargos públicos.

En el Iosper ya hay una denuncia penal por el mismo hecho, radicada contra Claudio Moreyra, que percibiría un sueldo por más de 123 mil pesos como funcionario del Senado y otro por casi 60 mil pesos en la obra social.

En medio de los escándalos y denuncias permanentes, la pasividad de la comisión fiscalizadora de la obra social, que representa al Ejecutivo provincial y al gobernador dentro del organismo, ya es cómplice.

En tanto, los afiliados piden que se intervenga de manera urgente a la obra social, para poder tener acceso a las prestaciones que por derecho les corresponden y para que se garantice el acceso a la salud.

Fuente: El Portal de Ricardo David.


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios