Marchen dos 4×4: en el ministerio de Bahillo no hay pobreza

Difunde en las redes

March two 4 × 4: in Bahillo’s ministry there is no poverty.

Mientras los insumos para combatir la pandemia en los hospitales de la provincia siguen escaseando y el índice de pobreza aumenta, los lujos para los funcionarios no paran.

Mediante un decreto que lleva la firma del gobernador Gustavo Bordet, la provincia autorizó el llamado a licitación para adquirir dos camionetas 4×4 cero kilómetro para destinar a la Secretaría de Agricultura y Ganadería del ministerio de Producción, que conduce Juan José Bahillo.

El pliego del llamado a licitación lleva fecha del 28 de septiembre, es decir, en plena vigencia de la ley de Emergencia económica, financiera, fiscal, sanitaria, administrativa y previsional.

Con el argumento de la pandemia, la provincia se mete en los bolsillos de trabajadores, jubilados y contribuyentes, para garantizar el funcionamiento del Estado.

Sin embargo, no se detienen las prácticas que llevaron a la provincia a estar literalmente fundida, sin poder pagar los sueldos a tiempo, y mucho menos los intereses de la millonaria deuda contraída en dólares.

El enorme gasto político de la provincia, que incluye no solo el pago de altísimos sueldos a los funcionarios, sino también el otorgamiento de viáticos, el uso discrecional de autos y choferes oficiales, la cobertura de gastos de alquiler, y demás.

Mientras tanto, la contracara es la situación que atraviesa el personal sanitario, primera línea de batalla frente al coronavirus, los miembros de la Policía de Entre Ríos, o los docentes entrerrianos, a la par del aumento de los índices de pobreza en la provincia.

Todos estos sectores de trabajadores de la provincia, entre otros, vienen con fuertes reclamos, no solo por las pésimas condiciones laborales que cada uno debe sufrir a su manera en el contexto de pandemia, sino también por mejoras salariales, ya que las paritarias se vienen postergando desde hace meses.

Sin ir más lejos, este miércoles, el gobernador Gustavo Bordet tuvo que esquivar un escrache de parte de los docentes de Concepción del Uruguay, quienes, cansados de que el mandatario desoiga los reclamos, tenían previsto interceptarlo en su ingreso a la ciudad para el acto por el aniversario de la creación de la provincia.

También hay mucha bronca en los miembros de la Policía de Entre Ríos, más aún luego de que las autoridades dejaran trascender la versión acerca de un aumento de 5.000 pesos que finalmente no se concretará.

Pero quizás el sector más golpeado, por estar en la primera línea de batalla frente al coronavirus, es el del personal sanitario.

Desde el inicio de la pandemia vienen reclamando por mejores condiciones laborales, aumentos salariales y, sobre todo, más insumos de prevención frente a un virus que es altamente contagioso.

Pero las marchas, asambleas y movilizaciones del sector de salud siguen sin ser escuchadas por el gobierno provincial, que sigue sin proveer a los trabajadores sanitarios los elementos necesarios para protegerse del virus.

Es más, recientemente llegó a este Portal una denuncia que asegura que en el Hospital San Martín de Paraná se redujeron las visitas y los controles a los pacientes en aislamiento por coronavirus porque el personal no cuenta con los insumos de prevención.

Pero, mientras el personal sanitario, miembros de la policía y docentes continúan con sus reclamos para tener mejores condiciones laborales, la provincia sigue sin escucharlos y brindándole lujos a los más altos funcionarios.

De ese modo, ahora se llama a licitación para adquirir “dos vehículos tipo Pick Up, 4×4, 0km, nuevos, sin uso, con destino a la Secretaría de Agricultura y Ganadería del Ministerio de Producción”, según se lee en el pliego.

Además, los vehículos deben ser en su versión full, con aire acondicionado, calefacción, doble airbags y caja de seis velocidades.

El monto estimado para la inversión es de cinco millones de pesos, una suma que podría ser destinada a la compra de insumos para prevenir el COVID, que hoy es la principal preocupación de los entrerrianos.

En cambio, se destinan cinco millones de pesos a comprar dos camionetas que usarán funcionarios del ministerio que conduce Bahillo, que viene siendo uno de los más cuestionados no solo por los numerosos nombramientos, sino también por la inacción de sus autoridades.

Puntualmente, empresarios, emprendedores y prestadores turísticos, han manifestado en numerosas oportunidades su bronca para con el secretario de Turismo, Gastón Irazusta, a quien acusan de no impulsar medidas que favorezcan realmente al sector, uno de los más golpeados por la pandemia.

Sin embargo, el secretario pasa la mayor parte del tiempo en su residencia de Gualeguaychú, sin venir a Paraná, lo que llevó a un pico de indignación a los prestadores turísticos en la marcha que organizaron para el pasado 21 de septiembre, cuando fueron increpados por un allegado al funcionario.

Pero la enorme crisis que atraviesa la provincia siguen sufriéndola solamente los entrerrianos de a pie, los vecinos, contribuyentes, los trabajadores públicos y privados, y los emprendedores.

Quienes integran la privilegiada casta de más de 1200 funcionarios que componen esta gestión, continúan gozando de sus lujos a costas de las vaciadas arcas provinciales, mientras los índices de pobreza en la provincia siguen aumentando.

En este caso, mientras la provincia está en rojo por todas partes, marchan dos camionetas 0 km para Bahillo y sus funcionarios.

Fuente: El Portal de Ricardo David.

Difunde en las redes

Comentarios

comentarios