Venezuela: “el que no muera por coronavirus, morirá de hambre”

Difunde en las redes

Venezuela: “whoever does not die of coronavirus will starve”.

Las respuestas del gobierno no van a la misma velocidad en que se presentan los problemas, indicó Miguel Salazar.

Luego del reciente anuncio de la extensión del aislamiento social por 30 días más por parte del régimen de Nicolás Maduro, Miguel Salazar, presidente de Copei designado por el Tribunal Supremo de Justicia del régimen, señaló que la prolongación de la cuarentena es obligatoria, no por imposición, sino por la conciencia ciudadana ante el temor de contagiarse del coronavirus.

coronavirus

Miguel Salazar, presidente de Copei.

“Ante la crisis sanitaria en el país, los venezolanos se preocupan más por cuidar su salud, considerando que si llegaran a contraer el virus morirían en cualquier centro hospitalario que administra el gobierno nacional”, dijo Salazar.

Agregó que varias han sido las denuncias que señalan que no hay insumos y en las que el personal médico no cuenta con la indumentaria requerida para el caso: “Así lo dio a conocer la Organización de Naciones Unidas en su último informe, en el que detalla que Venezuela no cuenta con camas ni personal para cuidados medios e intensivos ante la crisis mundial”.

Por medio de una nota de prensa, el gobierno debe buscar soluciones a los problemas de alimentación, de salud, de seguridad, de abastecimiento, de electricidad, de la falta de internet y de agua, sumándose ahora el de la gasolina, para reducir la crisis que se agudiza con la pandemia, según Salazar.

Añadió que Maduro no ha anunciado a los venezolanos cuál será el plan para tratar de llevar la situación que se agrava por la llegada del coronavirus al país. “Nos vamos a quedar con los puros anuncios que no tienen credibilidad, en los que no se explica ni se resuelve el suministro de combustible, en los que no se sabe a ciencia cierta cuántos contaminados hay, cuántos fallecidos, cuantos recuperados. La población vive una exasperación constante desde que sale el sol hasta bien entrada la noche, sin saber cómo va a sobrevivir, y eso se debe a que desde hace años le perdió la confianza al gobierno”, indicó.

En ese particular aseguró que la crisis avanza y las respuestas no van a la misma velocidad en que se presentan los problemas. “El que no muere de coronavirus, morirá de hambre; si no hay dónde comprar alimentos, menos variedad y una merma en la calidad de algunos productos, ni hablar de los precios y la inflación desatada», afirmó.

Agregó que las denuncias de los agricultores por pérdidas de cosecha por falta de combustible cada día, aumentan más.

Finalmente, el dirigente de Copei hizo un llamado al gobierno para que se asesore con expertos y dar respuesta a los problemas de la gente. «El llamado es para que Maduro convoque a los más capacitados del país en las diferentes áreas, sin exclusiones políticas, a ver si de alguna manera emergen nuevas ideas para el combate de esta crisis, que no es solo del coronavirus, de la pandemia, es una crisis que atenta contra la existencia vital de los venezolanos», concluyó.


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios