Diario Nova

Herederos de la Seguridad Aeroportuaria

herederos

Heirs of Airport Security.

El can Killer comenzó a trabajar en la fuerza hace ocho años. Desde pequeño fue adiestrado por el oficial mayor David Fredes, quien luego se convirtió en su guía.

A partir de entonces desarrollaron su carrera profesional juntos, forjando un vínculo inseparable. Primero se desempeñaron en el aeropuerto de Mendoza y alrededores dedicándose a la búsqueda y detección de sustancias ilícitas. Más adelante Fredes fue designado jefe de la nueva División de Operaciones Cinotécnicas (DOC) de Ushuaia y pidió trasladarse con su fiel compañero de cuatro patas. Fue así que en 2018 se mudaron a esa ciudad para dar vida a un área que desde hacía mucho tiempo estaba inactiva.

Tras ejercer allí su labor durante cinco años, el pasado viernes Killer se retiró de la PSA. Sin embargo continúa formando binomio con su guía, ya que el oficial lo adoptó y se lo llevó a vivir a su hogar.

Ese mismo día, además, su legado quedó en el aeropuerto “Malvinas Argentinas”. Sus hijos Dax y Diana fueron certificados como perros de búsqueda y detección de sustancias ilícitas y, como sus padres, se encargarán de velar por la seguridad del lugar.

Luego de ser evaluados por la Dirección de Canes, estos ovejeros y sus guías -el oficial principal Carlos Zárate y el oficial ayudante Sergio Singh- consolidaron dos equipos cinotécnicos policiales que contribuirán a fortalecer la lucha contra narcotráfico y el crimen organizado.