La NASA alertó que un asteroide podría impactar contra la Tierra en 2020