Interpol maneja la posibilidad que pudo cruzar nuestra frontera