Mataron y quemaron a un chico de 16 años: creen que fue para vengarse de su padre-Nova

Difunde en las redes

Crimen con sello mafioso: horror al costado de una ruta

 

 

 

La víctima es de origen colombiano, al igual que su familia. Desapareció de su casa de Quilmes hace una semana y ahora lo hallaron en un zanjón de La Plata. Su papá se dedica a dar préstamos informales.

Tiene todas las características de un ajuste de cuentas. Pero aún es un enorme misterio. La Policía encontró en un zanjón de la localidad de Abasto –20 kilómetros al sur de La Plata– el cuerpo de un adolescente de 16 años que estaba desaparecido desde el 10 de febrero. Lo habían asesinado y prendido fuego. La hipótesis de la venganza se sostiene en la metodología del homicidio y en las características del entorno familiar de la víctima: el chico, Leandro García, es hijo de un matrimonio colombiano que vive en la zona sur del Gran Buenos Aires y que –de acuerdo con las investigaciones preliminares– se dedica a realizar préstamos personales “informales” bajo la modalidad “gota a gota”, muy extendida por todo el país.

 

De acuerdo con la información policial, el cuerpo fue encontrado en un zanjón ubicado a un costado de la ruta 6, a la altura del kilómetro 44, en jurisdicción de la localidad de Abasto, muy cerca del cruce con la ruta 54. El cadáver estaba en “avanzado estado de descomposición”, según los voceros, y fue reconocido por el hermano de la víctima. Sólo lo logró porque identificó sus aparatos de ortodoncia (brackets) y por algo de la ropa que llevaba puesta, que no llegó a qumarse del todo.

 

Anoche, la Asesoría Pericial de la Suprema Corte elevó al fiscal Marcelo Martini –que interviene en la causa por el hallazgo del cuerpo– un informe preliminar de autopsia. Allí se determinó que, en principio, el chico fue asesinado de un golpe en la cabeza, ya que tenía una fractura en el craneo que habría resultado letal. También se estableció que lo mataron en otro lugar aún no conocido y que luego dejaron su cadáver en Abasto, donde lo prendieron fuego.

 

O sea: todos los elementos refuerzan la teoría del crimen por cuestiones mafiosas.

 

Al cadáver lo encontraron por un llamado que hicieron al 911 operarios de una empresa de transporte de gas (Camuzzi), que realizaban tareas de control de conexiones. Así fue como personal policial del CPC de La Plata y de la comisaría séptima se contactaron con el fiscal Martini y luego convocaron a una división del Gabinete Homicidios para que trabajara en el caso.

 

A partir del rastreo de datos detectaron la denuncia por “averiguación de paradero” que habían realizado en una comisaría de San Francisco Solano, en Quilmes, los padres de García. Entonces se contactaron con la familia y, en un patrullero, trasladaron a uno de sus integrantes hasta el lugar del hallazgo para que verificara si se trataba del adolescente que buscaban hacía más de una semana. La respuesta fue contundente: “Sí, es él”, dijo su hermano.

 

Fuentes de Tribunales dijeron a un medio que, a partir de averiguaciones realizadas en Migraciones, se pudo establecer que la familia García habría llegado a la Argentina hacía un año y que se había instalado en la zona de Quilmes. No hay detalles sobre su situación laboral formal, aunque por revelaciones obtenidas en el expediente por la desaparición surgió que el padre prestaba dinero a comerciantes y particulares.

 

La causa abierta por la desaparición la tiene Andrés Nieva Woodgate, de la fiscalía de Quilmes. Había acumulado algunos datos a partir de testimonios de conocidos de los colombianos. Ahora Martini derivará también las actuaciones por el hallazgo del cuerpo de García y el expediente pasará a ser por “homicidio simple”.

 

“El entorno resulta clave para llegar a los responsables”, admitieron en la fiscalía platense. “Pero habrá que escuchar hasta donde quieren hablar”, aclararon.

 

Por el momento no hay pistas firmes. Intervienen las divisiones de investigaciones de las policías de Quilmes y de La Plata. “Estos casos resultan difíciles porque esta todo muy cerrado. Nadie quiere hablar”, reconoció un oficial.

{fcomment}


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios