Médicos argentinos lideran la elaboración de nuevas guías científicas para realizar endoscopías

Difunde en las redes

Argentine doctors lead the development of new scientific guides for endoscopy.

Un documento que establece criterios y recomendaciones para seleccionar correctamente a los pacientes que necesitan una endoscopía, indicar cómo y dónde tomar una biopsia y escribir correctamente el informe posterior, comenzó a elaborarse hoy durante un encuentro del que participan más de 500 especialistas nacionales y extranjeros.

La actividad “Tendiendo puentes 2019. Buenas prácticas endoscópicas” comenzó ayer en el Paseo La Plaza, de la ciudad de Buenos Aires, pero “el documento de consenso”, que reunirá las conclusiones, terminará de elaborarse en los próximos meses y se publicará luego en Latinoamérica y Europa.

“Lo que buscamos es hacer endoscopías con criterio y no por el simple hecho de hacerlas”, sintetizó el gastroenterólogo Fabio Nachman, director del encuentro.

Nachman, jefe de Gastroenterología del Hospital Universitario de la Fundación Favaloro y miembro de la comisión directiva de la Sociedad Argentina de Gastroenterología (SAGE) explicó que las recomendaciones buscan lograr prácticas “de calidad” en cuanto a “indicación, selección y trato de pacientes, cantidad de biopsias a realizar y en qué tejidos y redacción del informe”.

“La idea ahora es escribir un documento que establezca guías endoscópicas, recomendaciones científicas que estimamos estarán listas y publicadas en los próximos dos o tres meses”, adelantó el gastroenterólogo Rafael Escobar, vicepresidente de Endoscopistas Digestivos de Buenos Aires (Endiba) y también director del encuentro.

Por su parte, Herbert Burgos, director del Centro de Entrenamiento de la Organización Mundial de Gastroenterología de Costa Rica, destacó que la Argentina “está a la vanguardia en Latinoamérica en la búsqueda del mejoramiento de las técnicas de endoscopía y seguridad del paciente”.

“El trabajo que hacen la SAGE y Endiba es ejemplar en el continente. Lo que buscamos es establecer indicaciones claras para evitar riesgos y falsos positivos”, apuntó Burgos en diálogo con esta agencia.

El especialista recordó un estudio reciente realizado en el Reino Unido, que mostró que más del 14% de los pacientes que habían reportado efectos adversos después de una endoscopía -como lesiones o perforaciones-, no tenían una indicación médica clara que justificara la intervención.

“Los protocolos actuales no son seguidos de manera amplia por los profesionales no sólo porque no hay obligación de seguirlos, sino porque a veces en la práctica médica diaria nos encontramos con problemas como falta de recursos técnicos o falta de tiempo para implementarlos”, agregó la gastroenteróloga Gloria Fernández, especialista en endoscopías en el Hospital Clínico y Provincial de Barcelona​​, España.

Fernández indicó que “con un programa de formación muy sencillo, los especialistas pueden mejorar la manera en que hacen las endoscopías”.

“Hay que insistir en lograr endoscopías de calidad y para eso hay que estar permanentemente actualizado. Hay que recordar que cualquier persona que se somete a una endoscopía tiene un riesgo mínimo de perforación, porque estamos insertando un tubo que aunque es flexible no deja de ser algo rígido”, explicó la médica.

Y agregó: “Además, debemos usar aire para distender y mirar bien, por lo que aunque no sea necesario tomar una biopsia, el sólo hecho de ingresar al organismo puede generar una lesión”.

Asimismo, Nachman recordó que el cáncer de colon es la segunda causa de muerte en la Argentina.

“El 100% de los casos de cáncer de colon comienza con un pólipo, que se detecta durante una colonoscopía. La endoscopía, como técnica, es fundamental para prevenir enfermedades”.


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios