La Marina Mercante incorporará un buque escuela

IMAGEN ILUSTRATIVA

Difunde en las redes

The merchant marine will incorporate a school ship.

La embarcación estaba fuera de servicio y fue reconstruida. El bautismo del “Argentino C” tendrá lugar el próximo 18 de julio en la dársena E del Puerto Metropolitano. Servirá para la instrucción de marinos y estará al servicio del comercio exterior

El próximo jueves un nuevo barco se incorporará a la Marina Mercante.  El buque portacontenedores “Argentina C” nace como producto de la reingeniería total de un barco fuera de servicio, que servirá como buque escuela y estará al servicio del comercio exterior.

Luego del agobio sufrido por la Marina Mercante Nacional en los últimos años – en 2016 la empresa naviera propietaria de la embarcación decidió apostar a la recuperación de la actividad marítima – y tras una inversión de más de 13 millones de dólares,  transformó la nave inactiva en un moderno portacontenedores, apto para trafico de cabotaje y regional, que cumple con todas las exigencias que la regulación nacional e internacional exigen para este tipo de embarcaciones.

Según detalló la capitana de Ultramar Mónica Navarro, Gerente General de la empresa propietaria de la nave el “Argentina C”, la Sociedad de Clasificación Internacional de Buques (RINA) y la Prefectura Naval Argentina tendrán a su cargo las inspecciones y habilitaciones para la navegación fluvial y marítima que tendrá la nave.

El buque estará al servicio del comercio exterior

El buque estará al servicio del comercio exterior

Según explicaron, por intermedio de un convenio con la Armada Argentina, cadetes de las escuelas Nacional De Náutica y Nacional Fluvial podrán embarcar para realizar las prácticas que la Organización Marítima Internacional (OMI) exige a un futuro oficial antes de recibir su habilitación como marino.

El buque.

El “Argentina C” tiene una eslora (largo) de 127 metros, una manga (ancho) de 22, 5 metros y una capacidad de carga de 832 TEUS (cada TEUS equivale a un contenedor de 20 pies) y un desplazamiento de 7.800 toneladas. Fue reconstruido en el astillero nacional UTE Ramallo.

La noticia acerca de la incorporación de una nueva embarcación a la actual alicaída Marina Mercante Argentina causó alegría en el sector y un fuerte beneplácito en las autoridades de varios ministerios nacionales que tienen, de una u otra forma, injerencia tanto en la actividad marítima comercial como en la formación de marinos.

Serán parte de la ceremonia de bautismo la Ministra de Seguridad de la Nación,Patricia Bullrich; el Ministro de Transporte, Guillermo Dietrich; el Jefe de la Prefectura Naval Eduardo Scarzello; y las autoridades del Ministerio de Defensa, de la Armada Argentina y de la Administración General de Puertos.

El presidente  Mauricio Macri fue especialmente invitado, pero su participación en el acto aún no fue confirmada.

“El 90% del comercio exterior argentino se transporta por agua. En la década del 90 Domingo Cavallo dio por finalizadas las operaciones de las grandes flotas nacionales de cargas y de combustibles (ELMA e YPF) desequilibrando la balanza comercial argentina en unos cinco millones de dólares anuales en promedio. Si bien retornar a flotas estatales hoy es impensable, durante la gestión de Néstor Kirchner se intentó reactivar al sector”, explicó un dirigente sindical que representa el área marítima.

“Posteriormente, durante los años de Cristina Fernandez, se le dio la espalda a la actividad y las pésimas políticas implementadas desde la Secretaría de Transporte llevaron al sector a una crisis terminal. Por eso hechos como este traen algo de alivio a miles de argentinos que ganan su pan a bordo de buques y en la actividad portuaria”, amplió.

El bautismo del “Argentino C” tendrá lugar el próximo 18 de julio, a la tarde, en la dársena E del Puerto Metropolitano.

Imagen relacionada


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios