Amplio triunfo de Alberto pone en jaque la política económica de Macri y el acuerdo con el FMI

Difunde en las redes

Alberto’s broad triumph puts Macri’s economic policy and the agreement with the IMF in check.

La fórmula del Frente de Todos cosechó más de 11,6 millones de votos, frente a 7,8 millones de Juntos por el Cambio. Macri admitió la derrota antes de la difusión de datos oficiales. En tercer lugar quedó Roberto Lavagna. Nicolás del Caño, Centurión y Espert pasaron el filtro mínimo de 1,5%.

La fórmula presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández-Cristina Fernández, se impuso en las elecciones primarias con más del 47,65% de los votos, unos 11,6 millones de sufragios, con el 98% escrutado.

La amplísima victoria del exjefe de Gabinete de los Kirchner pone en jaque la política económica del Gobierno y el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. Se descuenta que si este resultado se repite en octubre y si Alberto finalmente es electo presidente, la Argentina se sentará a renegociar los términos y plazos previstos en el pacto sellado por Cambiemos con el organismo internacional de crédito.

En tercer lugar se posicionó la dupla del Consenso Federal, compuesta por Roberto Lavagna y Juan Manuel Urtubey, con 8,2% de los sufragios (2 millones).

“Me da lástima que tantos argentinos hayan creído que la salida era la vuelta al pasado”, dijo Macri en conferencia de prensa, luego de admitir la abultada derrota en el escenario del búnker de Juntos por el Cambio. Ante sus militantes, el mandatario dijo que el oficialismo “tuvo una mala elección” y mandó a dormir a la militancia.

En tanto en el búnker del Frente de Todos brotó la euforia por una victoria de Alberto Fernández y Cristina que los proyecte a ganar en primera vuelta el próximo 27 de octubre. “Se terminó el concepto de venganza, de la grieta y de cualquier cosa que nos divida”, dijo Fernández al tomar el micrófono. La expresidenta envió un mensaje desde Río Gallegos. “Espero que (este resultado) signifique un reencuentro de todos los argentinos”, sentenció a través de un video.

Los que pasaron el filtro de 1,5% de los votos

El Frente de Izquierda, que postuló a Nicolás del Caño, consiguió 2,86%, unos 697 mil votos.

El Frente NOS, de Juan José Centurión, sacó 2,63%, unos 642 mil sufragios.

Unite por la Libertad y la Dignidad, del economista José Luis Espert y Luis Rosales, obtuvieron 2,18%, unos 533 mil votos.

Los que no pasaron el filtro mínimo para llegar a octubre.

Quedaron afuera de la competencia de octubre el MAS, de Manuel Castañeira, con 0,71% y 173 mil votos; el Frente PATRIOTA, de Alejando Biondini, con 58 mil votos; el Movimiento de Acción Vecinal, de Raúl Albarracín, con 36 mil votos; y el Partido Autonomista de José Romero,con 32 mil votos.

Más de una hora y media de demora en la difusión de los resultados PASO.

Desde las 21 se debían conocer los primeros datos oficiales. Por una orden de la jueza electoral María Romilda Servini los primeros resultados se divulgarían una vez que se haya contabilizado el 10% de los votos de la Provincia de Buenos Aires, la Ciudad de Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba.

En el Gobierno estimaron que ese porcentaje se lograría a las 21.30, pero eso no ocurrió. Recién después que Macri reconoció la caída electoral se empezaron a publicar, aunque los errores persistieron. La oposición denunció una caída masiva del sistema de Smartmatic, la cuestionada empresa venezolana responsable del escrutinio provisorio.

Según reveló el ministro de Interior, Rogelio Frigerio, el nivel de participación llegó al 75% del padrón, nivel similar al de 2015, cuando alcanzó 74,91%. “Ha sido una jornada ejemplar de la democracia”, dijo Frigerio. En las legislativas de 2017 el nivel fue el más bajo histórico para una PASO: 74%.

En territorio bonaerense Axel Kicillof arrasó en las urnas, llegando al 50% de los votos. La gobernadora María Eugenia Vidal cosechó 32%. La gobernadora llegó a este comicio con la ambición de renovar su mandato por cuatro años más, pero con la responsabilidad de aportar a la reelección de Macri, pero se encontró con una inesperada elección del exministro de Economía, que se enfila a conseguir una victoria histórica en el distrito más poblado del país.

En la Ciudad Horacio Rodríguez Larreta no logró superar el 50% requerido en las generales para ganar sin pasar por el balotaje. Su principal contrincante, Matías Lammens, obtuvo casi 32% de los sufragios, una marca histórica para la oposición al PRO en el distrito capital.


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios