Mattiauda: “Los entrerrianos le deben a Bahillo el impuestazo a la radicación de 0km en la provincia”-Nova

Difunde en las redes

El senador por Gualeguaychú, Nicolás Mattiauda (Cambiemos), cuestionó la aprobación en la Cámara Alta del aumento, en más del doble, del tributo a la radicación de autos cero kilómetro en la provincia, lo que calificó como “un verdadero impuestazo” que “impactará negativamente en la venta de vehículos nuevos”.

 

 

El legislador expresó su malestar por la sanción definitiva de la Cámara Alta a la modificación que autoriza a la Administradora Tributaria de Entre Ríos (ATER), a subir del 2% al 4,5% el impuesto que se aplica a las inscripciones iniciales de autos 0Km en la provincia. “El aumento impactará negativamente en el precio final de los vehículos”, advirtió.

 

 

 

Mattiauda explicó que la suba de más del 100% del impuesto mencionado “afectará directamente a los entrerrianos que quieran comprar un auto 0Km”, lo que podría provocar compras masivas de unidades nuevas en provincias vecinas “en desmedro de la recaudación por ese impuesto en Entre Ríos”.

 

 

“Los entrerrianos le deben al diputado (Juan José) Bahillo el impuestazo a la radicación de 0 km en la provincia”, sentenció el senador por el departamento Gualeguaychú, porque “fue él quien hizo propio el proyecto que envió el Poder Ejecutivo a la Cámara Baja, e hizo una fuerte defensa del mismo junto a su par de bancada Pedro Báez”.

 

 

A partir de la aprobación del aumento del tributo a la radicación de autos nuevos en la provincia, Mattiauda consideró que “habrá un impacto en la venta de vehículos” y se mostró preocupado porque la baja en Ingresos Brutos, que también incluía el proyecto aprobado, “termina beneficiando las concesionarias oficiales, que son 11 en Entre Ríos, en detrimento de las 350 agencias multimarcas registradas ”.

 

 

“¿Si esto no es un impuestazo, qué es?”, se preguntó el legislador de Gualeguaychú y aseguró que “Bahillo le miente a la sociedad, porque será un tributo que terminará pagando todo entrerriano que quiera comprar un auto y que encuentran una mejor oportunidad fuera del territorio provincial”. “Tanto que el oficialismo habla de equidad y de distribución, este aumento es una transferencia de rentas hacia un mercado oligopólico que es el de las concesionarias oficiales a las que se les aumenta el margen de ganancias”, insistió.

 

 

 

Para Mattiauda, la Ley “oculta en su letra una trama que va en perjuicio de los entrerrianos” porque “si bien la recaudación en el caso del impuesto a los 0 Km no tendrá un aumento importante, está claro que el que lo terminará pagando es el contribuyente en más del doble cada vez que haga una operación de un auto nuevo, o en más del 50% cada vez que compre uno usado”.

 

                                                                                                                                                                                                                                           

Respecto a la postura de Cambiemos, el senador departamental explicó que el bloque “propuso alternativas, pero no fuimos escuchados”, y en ese sentido detalló que se planteó que “en lugar de aumentar la tasa, se avance en una legislación que sea atractiva para que desde otras provincias compren autos en Entre Ríos y de esa manera generar mayor cantidad de patentamientos”.

 

 

Como argumento, el legislador puso como ejemplo que Gualeguaychú podría captar el mercado de Zárate-Campana aumentando la venta y el patentamiento un 90%, Paraná lo podría hacer con los santafesinos interesados y generar un 60% más de ventas de unidades, o Victoria como el caso más significativo: podría atraer el mercado de Rosario generando un incremento de ventas de vehículos nuevos 30 veces mayor.

 

 

Por otra parte, Mattiauda aclaró que “le advertimos al oficialismo que en otras provincias que avanzaron en aumentos similares, lo han declarado inconstitucionales como el caso de Chubut y Chaco, donde se han caído a pedazos las ventas de autos”.

 

 

En tanto, el vicepresidente segundo del Senado cuestionó a su par de La Paz, Aldo Ballestena (FPV), que “votó a favor del impuestazo pese a que en abril había propuesto derogar el 2% del impuesto a la radicación de autos 0Km, porque lo consideraba violatorio, no equitativo, injusto y porque cercenaba la libertad de elección de cada entrerriano al momento de manejar su economía”.

 

 

“Ballestena terminó teniendo una actitud servil al partido olvidándose de su responsabilidad como legislador y representante del pueblo entrerriano”, sentenció Mattiauda.

{fcomment}


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios