El Hospital San Martín recibió equipos para el Servicio de Hemoterapia

Difunde en las redes

San Martin Hospital received equipment for the Hemotherapy Service.

El hospital San Martín de Paraná recibió en calidad de donación una serie de equipos por parte de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. Se trata de equipamiento para el Servicio de Hemoterapia del nosocomio que permitirá agilizar los procesos.

El Servicio de Hemoterapia del hospital San Martín de Paraná recibió una donación de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días que permitirá mejorar los procesos de conservación de los subproductos de la sangre. Se trata de una heladera, un baño termostático, tres centrífugas de laboratorio, un descongelador y un agitador de plasma.

En la oportunidad estuvieron presentes autoridades de la cartera sanitaria, del efector y de la entidad donante. En ese marco, la directora general de Hospitales, Karina Muñoz, destacó: “Estas donaciones representan un avance para nuestro hospital, y para la salud pública en general, que no solamente presta atención a pacientes sin obra social, sino también a quienes poseen cobertura. El San Martín es de referencia en cuanto a los servicios que brinda hemoterapia, ya que recibe usuarios tanto de la Costa del Paraná como del Uruguay”.

“Al actualizar el equipamiento, mejoraremos la calidad de prestación para los usuarios –remarcó la funcionaría-, y esto se va a ver plasmado en los pacientes que necesitan transfusiones, así como en los tiempos de los procesos que serán más ágiles”.

Por su parte, la secretaria técnica del nosocomio, Adriana Benmelej, afirmó: “Es valioso contar con estos equipamientos de alta tecnología y actualizados. Estamos dando un paso muy importante en nuestro establecimiento que brinda atención a pacientes de toda la provincia”.

Finalmente, el presidente de la Iglesia, Adrián Redondo, señaló: “Estamos constantemente haciendo lazos para poder llegar a hacer servicio a la comunidad. En consecuencia, a partir de unas colectas de sangre que impulsamos, empezamos a trabajar para ver cuáles eran las necesidades más urgentes, teniendo en cuenta también que es un hospital muy grande en dimensiones y en atención”.

A su vez, Redondo hizo referencia a los fondos por los cuales se pudo acceder al equipamiento: “Son especiales y corresponden a lo recaudado por ´ayuda humanitaria´, es decir, por parte de lo que aporta la gente. Cuando contamos con un monto significativo, se hace un estudio sobre la necesidad de la institución, y se llega a la donación. Es caridad adicional, que luego se ve en obras y colaboraciones, no sólo en Argentina, sino también en Paraguay, Chile y Uruguay”.

Cabe mencionar que en el nosocomio funciona el banco del Programa Provincial de Hemoterapia, el cual provee a ocho unidades transfusionales con posta de extracción que se encuentran en establecimientos del interior: Santa Rosa de Villaguay; San José de Diamante, San Benjamín de Colón; 9 de Julio de La Paz; Nuestra Señora del Luján de Ramírez; San Blas de Nogoyá; Sagrado Corazón de Jesús de Basavilbaso; San Roque de Rosario del Tala.

Especificaciones sobre los equipos.

El equipamiento donado consta de una heladera vertical con visor de vidrio, registro y control de temperaturas, alarmas, capacidad para 500 ó más litros, doble puerta; un baño termostático de agua de laboratorio para 40 tubos de vidrio ó más con 2, 3, o 4 gradillas, la máxima 15 litros; tres centrífugas de laboratorio de mesa para tubos de vidrio para 16 ó 24 tubos o más con taquímetro y timer digital. Asimismo, cuenta con un descongelador de plasma líquido, tipo Presvac; un agitador de plaquetas con incubador (cámara de conservación de temperatura para 48 plaquetas ó más), tipo Presvac modelo AP 48 LT.

Al respecto la jefa del Servicio de Hemoterapia del establecimiento, Elisabet Asselborn, sostuvo: “Esta donación es de suma importancia ya que cada equipo tiene una función en el tratamiento de los componentes sanguíneos, los cuales son requeridos en múltiples situaciones, como accidentes, trasplantes de órganos, tratamientos oncológicos, y cirugías, entre otros”. A su vez remarcó que posibilitará la rotación de las heladeras que conservan la sangre.

“Estamos transfundiendo unas 30 personas por día –aseguró Asselborn-, y trabajamos los 365 días del año, las 24 horas, por lo que es imprescindible contar con aparatología actualizada. Esto nos permite también seguir apuntando a la importancia de la donación voluntaria regular, teniendo en cuenta las necesidades que hay en el servicio diariamente”.

El descongelador y calentador de plasma permite que el proceso sea rápido y seguro, y posea la temperatura adecuada para la transfusión.

En tanto, las centrífugas de mesa, tienen un sistema de refrigeración para una temperatura controlada. Es ideal para la preparación de plasma rico en plaquetas y de gran utilidad en diversos tratamientos médicos.

Por último, el agitador con cámara de conservación de temperatura es de fundamental importancia para la buena conservación de las plaquetas, las que deben ser mantenidas en movimiento y con una temperatura óptima, para lograr producto transfusional de alta calidad.

En la ocasión, estuvieron presentes también el secretario técnico del hospital, Julio Jacobo; el contador del nosocomio, Leandro Agasse; y los integrantes de la Iglesia, María Rosa Mota Moyses, Luis Saucedo, Dario Gil Muñoz, Guido Lucas, y Nilda Ibarra.


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios