Un custodio de Cristina Kirchner estuvo retenido durante tres horas en el aeropuerto de Londres-Nova

Un custodio de Cristina Kirchner estuvo retenido durante tres horas en el aeropuerto de Londres-Nova

Un custodio de Cristina Kirchner estuvo retenido durante tre...

Difunde en las redes

En el Gobierno temieron un incidente internacional si la ex presidente no aceptaba que el custodio entregue su arma para ingresar a la Unión Europea.

Un custodio de Cristina Elisabet Kirchner que viajó de avanzada estuvo demorado en el aeropuerto de Heathrow, Londres, por intentar ingresar un arma sin la autorización correspondiente. La información fue proporcionada a Nova por fuentes del Ministerio de Seguridad, que aseguraron que ante la PSA los oficiales presentaron los papeles que les fueron requeridos, pero que la autorización internacional es más exigente y así fue advertido.

El custodio, de apellido Sosa, llegó a las 7 de la mañana al aeropuerto londinense y estuvo retenido durante más de tres, y solo fue autorizado a seguir adelante cuando aceptó que el  arma fuera “desarmada” (dividida sus partes)  y entregada en custodia a las autoridades británicas. Solo en Atenas y en Bruselas podrá recuperarla para realizar el trabajo para el cual viajó, y deberá devolverla para regresar en avión a la Argentina.

(Adrián Escandar)

Los otros dos custodios que salieron hace pocas horas acompañando personalmente a la ex presidente también viajaron armados y sin esa autorización, por lo que se supone que serán sometidos al mismo protocolo, es decir, “desarmar” las armas y entregarlas a las autoridades.

Por la información que trascendió, Cristina Kirchner pidió ser acompañada por seis custodios, pero finalmente solo le fueron autorizados tres. Uno viajó antes que ella, y los otros dos la acompañan en el vuelo.

La ex mandataria viajó  a Europa vía British Airways  porque tenía previsto dar una charla en un instituto de Oxford. Cuando desestimó esa escala, no descartó sus reservas de pasajes y, de todos modos, está viajando a Europa vía Londres.

En un principio se temió que no aceptara que su custodio entregue el arma y así se provocara un incidente internacional. “Felizmente la cosa no pasó a mayores, y el oficial ya va camino a Atenas” donde esperará a la ex presidente y se encontrará con su arma, explicó la fuente a este medio.

{fcomment}


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios