Los “Sin Techo” furiosos con Piaggio y sus funcionarios-Nova

Difunde en las redes

Tras el corte de ruta que realizó un grupo de vecinos del asentamiento de calle Florida pidiendo viviendas y la posterior recepción a todos ellos por parte del intendente Piaggio, salieron a reclamar con absoluta legitimidad un grupo de noventa familias que hace años están inscriptos en los registros para poder obtener una vivienda y nunca han  tenido respuestas positivas.

 

Estos vecinos, lejos de cortar rutas, se manifestaron pacíficamente frente al municipio y le expresaron al intendente la necesidad de que ellos también fueran considerados en el mismo nivel que se tenía en cuenta a aquellos que han usurpado un terreno y ahora cortan rutas para obtener una vivienda.

 

El legítimo reclamo de estos vecinos fue bien acogido por toda la comunidad, ya que detrás de esas noventa familias hay cientos de otras familias que están cansadas de esperar por una solución habitacional.

 

Luego de aquél encuentro, el tema quedó en manos de los funcionarios Ingold (Vivienda del municipio) y Crespo (Titular del Instituto Autáquico provincial de la Vivienda).

 

Ellos fueron convocando a los vecinos en reuniones de a diez. De este modo, una semana desfilaron diez y las restantes semanas otros diez y así sucesivamente.

 

A esta altura, los vecinos han advertido que les han venido mintiendo y que la estrategia de convocarlos en grupos reducidos ha tenido la clara intención de ir diluyendo el tema e incluso advirtieron que hubo algunas maniobras para generar controversias entre ellos.

 

Ante esta situación, los vecinos estallan de furia contra estos funcionarios y contra el propio intendente Piaggio, porque sienten que se están burlando de ellos y juegan con su necesidad.

 

Por ello, este miércoles a las 10 hs., marcharán desde 25 de Mayo y Rocamora hasta el palacio municipal para solicitar que de manera urgente los reciba el intendente Piaggio y de una vez por todas se establezca un diálogo serio y les dén soluciones concretas.

 

Por otra parte, los vecinos prometen que en caso de no obtener respuesta, continuarán con las marchas y que éstas serán cada vez más numerosas, porque son muchas las familias sin vivienda en la ciudad y que comparten este reclamo.

 

Además, prometen marchar e irrumpir en cada lugar o acto que esté presente el intendente para hacer oír su reclamo.

 

Estos vecinos se sienten estafados. Ellos no han usurpado terrenos, no han cortado rutas, pero comienzan a percibir que la conducta a seguir debería ser la del apriete para de ese modo obtener lo que por derecho les corresponde.

 

Son familias de Gualeguaychú, que desean progresar, darle un bienestar a sus familias. No piden que les regalen nada. Ellos pueden pagar sus viviendas. Ellos saben la importancia que tiene contar con el techo propio. No quieren dilaciones, ni palabreríos, ni chanchullos extraños. Sólo reclaman el derecho a la vivienda.

{fcomment}


Difunde en las redes

Comentarios

comentarios